• Busqueda

Elvira Cuadra (@elviracuadra): “El gobierno Ortega-Murillo es responsable de graves violaciones a los derechos humanos”

Conversación tranquila de @jmfrancas con Elvira Cuadra (@elviracuadra, www.elviracuadra.wordpress.com), socióloga, nicaragüense y dedicada a la investigación social sobre temas relacionados con la democracia, el proceso de transición y paz, análisis de conflictos y seguridad en Nicaragua y Centroamérica.

Tuitter: @jmfrancas bloghttp://www.noentiendonada.esYou tube: https://www.youtube.com/channel/UCUGcEzxyMJwuOCBNnjwPDxg?view_as=subscriber

  

JMF: ¿Cómo ves a tu Nicaragua?

Elvira Cuadra: La veo en medio de una crisis, una profunda crisis política pero también humana. La veo en medio de un cambio que no es nuevo, sino que se viene gestando desde hace bastante tiempo. Es decir, lo que sucede hoy en Nicaragua no es un cambio “coyuntural”, como dirían algunos, sino un cambio de época, un cambio en la sociedad misma. Es un cambio donde están en tensión los viejos autoritarismos y nuevas formas de vida más democráticas. Es un proceso de cambios que se abrió desde la época de la revolución sandinista y que ha tomado varias décadas. Es un cambio lento y se ha producido sobre todo en las formas de pensar de la sociedad nicaragüense, más específicamente en la política. Los jóvenes, las generaciones de la posrevolución, son los actores más activos de ese cambio.

JMF: Un cambio con muchos mártires, ¿no?

Elvira Cuadra: El gobierno Ortega-Murillo como la encarnación de esos viejos autoritarismos le han exigido a la sociedad nicaragüense pagar ese cambio con todas esas muertes y dolor. Un precio altísimo que ninguna sociedad debería pagar.

JMF: ¿No era evitable?

Elvira Cuadra: Sí, por supuesto que era evitable. Si el gobierno y las élites de poder hubiesen prestado atención y escuchado los reclamos que desde hace años venían haciendo la gente, si hubiesen abierto espacios de diálogo y entendimiento, se hubiesen evitado. No lo creyeron así, los espacios de diálogo y comunicación estan reducidos a pequeños grupos de poder y la gente se hizo escuchar con fuerza y en la calle. Vale la pena mencionar algo que ha resultado de mis estudios. En el período 2000-2006, cuando el gobierno de entonces promovió una ley para la participación ciudadana y la creación de espacios de negociación y diálogo entre actores sociales organizados y el gobierno, los conflictos disminuyeron de manera significativa en el país.

JMF: ¿No culpas a Ortega-Murillo de tantas barbaridades?

Elvira Cuadra: El gobierno Ortega-Murillo y sus simpatizantes son responsables de graves violaciones a los derechos humanos. Eso es indudable, hay evidencias abundantes y lo han constatado organismos internacionales de derechos humanos. Además, tuve oportunidad de ver personalmente varios ataques graves de la policía y los grupos civiles armados a personas indefensas.

JMF: Desde fuera da la sensación de un plan desde Cuba para ir conquistando poder: Venezuela, Nicaragua…

Elvira Cuadra: Nicaragua no es un país aislado de lo que sucede en el mundo. Al contrario, recibe muchas influencias de actores externos. Lo que ocurre en este momento también es una expresión de los conflictos y tensiones de ese mundo exterior, además de las especificidades nacionales. Cuba y más recientemente Venezuela, han sido influencias fuertes en la política del país durante las últimas décadas, desde la época de la revolución sandinista. También hay influencia de actores extrarregionales   como Rusia y Estados Unidos que es una presencia permanente.  Desde una perspectiva geoestratégica, Nicaragua es un punto de interés para Cuba, Venezuela, para Rusia y Estados Unidos por su posición en el Caribe y en el continente. No es extraño que contar con el país es un interés de todos estos países.

JMF: Otros me hablan del ‘Foro de Sao Paulo’ y un plan más amplio…

Elvira Cuadra: Una vez que Ortega llegó a la presidencia en el 2007, sus posiciones se acercaron a la “izquierda” más ortodoxa de Latinoamérica, que está reunida alrededor del Foro de Sao Paulo. Sin embargo, es importante tomar en consideración que el surgimiento de la crisis en abril y la respuesta represiva del gobierno, le hizo perder mucho apoyo aun entre sus aliados de la izquierda en todo el mundo. Actualmente el apoyo se limita a Venezuela, Cuba y Bolivia.

JMF: Vaya trio, ¿no? Dictaduras todas ellas…

Elvira Cuadra: En efecto, son gobiernos autoritarios, cuando menos.

JMF: Y muy de izquierdas, ¿marxistas quizás?

Elvira Cuadra: Desde mi punto de vista, el calificativo es de izquierdas ortodoxas o en todo caso, marxistas ortodoxas. Pero en el fondo su naturaleza está definida más por su vocación autoritaria que por su adscripción ideológica. Es parte de algunos nuevos fenómenos que estamos observando en el mundo.

JMF: ¿Qué fenómenos?

Elvira Cuadra: Casos como Bolsonaro en Brasil, Duterte en Filipinas, Putin en Rusia y Trump en Estados Unidos. Todos ellos en el fondo son autoritarios y se asemejan mucho independientemente de sus ideologías. No son los únicos, son ejemplos.

JMF: ¿Los encuadras bajo el mismo fenómeno?

Elvira Cuadra: Sí. Me parece que estamos en una época donde las grandes tensiones de hoy se relacionan más con autoritarismos frente a pensamiento más democrático. Es mucho más complejo que eso, pero dependiendo de la región y de las especificidades de cada país, esas tensiones se expresan de diferente forma. En Nicaragua, lo podemos observar como un conflicto entre el gobierno y la ciudadanía.

JMF: Pero no veo a Trump matando a tiros a norteamericanos…

Elvira Cuadra: Porque hay contrabalances importantes en la sociedad norteamericana. Pero, lo que sucedió en la frontera sur, en Tijuana, con los migrantes, no es poca cosa.

JMF: ¿Qué horizonte ves para Nicaragua?

Elvira Cuadra: En el futuro inmediato veo tres momentos. En el más corto plazo, la salida de la crisis que debería producirse en este año 2019 y a la que está obligado el mismo gobierno porque no tiene condiciones de sostenibilidad política, económica y social. No es posible anticipar totalmente el desenlace, pero es claro que el gobierno no tiene capacidad de prolongar su permanencia porque no cuenta con legitimidad ni apoyo, está a las puertas de los efectos económicos de la crisis, y hay muchos focos de resistencia ciudadana. Además, padece un fuerte rechazo de la comunidad internacional. Después, es indispensable pensar en un nuevo proceso de transición que permita crear condiciones de justicia y buscar cómo restablecer la democracia.

JMF: Y, ¿para Venezuela?

Elvira Cuadra: Hay una relación cercana, y así se ha analizado, entre Nicaragua y Venezuela. Indudablemente, la resolución de la crisis en Nicaragua va a tener implicaciones para Venezuela. No me atrevo a especificarlas porque no conozco tanto la realidad de ese país, pero al menos es factible observar que perdería un punto de apoyo importante.

JMF: Y, ya puestos, ¿Bolivia?

Elvira Cuadra: También perdería un punto de apoyo en Nicaragua pero pienso que Bolivia recibe influencias más fuertes de otros procesos del área andina, sus dinámicas y tiempos son diferentes.

JMF: Solo nos queda la madre del cordero: Cuba. ¿Su democratización la ves para más largo plazo?

Elvira Cuadra: En efecto. Me parece que el proceso de democratización de Cuba va a ocurrir inevitablemente porque sencillamente el modelo del régimen ya no es sostenible, hay deseos de cambio en la sociedad cubana, pero veo dinámicas más lentas. Mi punto de vista es que ese tipo de cambios no se gestan de un día para otro, son procesos que toman tiempo y ocurren cuando la sociedad de un país decide que es el momento. Me parece que la sociedad cubana “desaprendió” a la democracia y sus prácticas, y ahora está nuevamente intentado re-aprenderlas.

JMF: Gracias Elvira, hay tema y va para largo, hablamos más adelante. Feliz año.

Elvira Cuadra: Gracias a vos por la conversación. Interesante. Buen año.

Please follow and like us:
Deja un comentario

Escrito por Josep Maria Francàs

SIGUENOS

También estamos en redes sociales

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies. ACEPTAR

Aviso de cookies